martes, 2 de julio de 2013

S.T.

Insuflo vida a un muñeco de barro

y  ahora la galería de mis sentimientos

se abre a merced de mis dibujos de horror.

 

Detrás, una sinfonía al aire libre

en la que las asustadizas alondras

versan que dejarán de volar.

 

Inventé demonios donde no había

y el paso por la vida es brevedad

como la fiel sombra de los bosques.

 

En un  bermejo torrente

decoro la inmaculada tina

y en un afán abrazo ese trecho ruin.


Poemario: "Reciclaje"

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...